El cóctel nació en el s. xix y poco a poco ha ido evolucionando, tomando cada vez un aire más sofisticado, e incorporándose cada vez más en las comidas. La trayectoria natural de la gastronomía ha provocado la necesidad de explorar otros caminos y sensaciones, hasta el punto de que algunos chefs incluso han incorporado un departamento de I+D en sus restaurantes. Así como la cocina avanza hacia aspectos más técnicos, creativos, de conocimientos, sensaciones, sabores, olores, cuidando el ambiente y todo lo que hay alrededor de la comida, en el mundo de los cócteles cada vez más bármanes se suman a esta tendencia y también experimentan y descubren nuevos caminos para disfrutar de estas bebidas.

Quien ejemplifica perfectamente esta corriente innovadora en el mundo del cóctel es Carles Bonnin, un barman barcelonés, profesor de coctelería y en la escuela Bell Art de Barcelona, fundador de la empresa Bars7tBarcelona, que ofrece la experiencia y el conocimiento de sus bartenders profesionales a domicilio para particulares y empresas. Aunque no dispone de local físico, si el cliente lo pide, Bonnin también propone locales óptimos para la correcta degustación del combinado en el ambiente ideal. Sin embargo, lo más interesante de Bonnin es su nueva marca The Cocktail Lab, donde investiga sobre gustos, texturas, olores, técnicas, y aplica sus conocimientos en el servicio de consultoría, diseño de cartas de cócteles, formación de personal y creación de espacios idóneos para adecuarlos al mundo de la coctelería para Hoteles, Restaurantes, Beach Clubs, etc. Si visitamos su página web, podemos ver como crea cócteles con sabor a cerveza y puro (absorbiendo el humo del habano y dejándolo macerar con la cerveza). De cara al invierno, el barman sirve algunas de sus bebidas en marmitas, y otros recipientes originales y estéticos. También podemos ver como Bonnin incorpora alimentos a algunas de sus creaciones, como ostras, galletas de fruta deshidratada, beicon ahumado, o compota de manzana para llevar más allá el concepto de innovación.

Cocktail on Pordamsa plate

Cocktail by Bonnin en Ostra de Pordamsa

Cocktail by Bonnin on Pordamsa Ovo Collection

Cocktail de Bonnin en la Pordamsa Ovo Collection

Los dos pilares de la comida son los alimentos y la bebida. Si la comida evoluciona, la bebida no puede quedarse atrás. La simbiosis entre ambas partes avanza por caminos parecidos, a veces por separado, como diría el agente secreto más famoso del mundo: «mezclados, no agitados», y otras con todo al mismo tiempo, como es el caso de Bonnín, quien a veces se atreve a mezclar creativamente comida y bebida.

Instagram @CarlesBonnin

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies